Noticias

Pedro Fraile Balbón: Asesinato económico

A Winston Churchill se le atribuye la idea de que manipular a un pueblo que no entiende de economía es lo más fácil del mundo porque una ciudadanía ignorante tiende a votar de buena fe tras la humillante derrota contra el socialista Clement Attlee al final de la guerra. para el peor de los casos: esquemas que permiten a políticos corruptos administrar fondos públicos para su propio beneficio. Churchill, por otro lado, fracasó. Existen situaciones aún peores. Un electorado ignorante de los principios básicos que rigen la riqueza y las finanzas –o persuadido por promesas redistributivas– puede inclinarse por políticos aún más ignorantes que los votantes –o, peor aún, por políticos que los llevan a la ruina porque no sólo no entienden el análisis económico, pero tampoco les interesa como objetivo de gobierno.

Oliver Barker

Nació en Bristol y se crió en Southampton. Tiene una licenciatura en Contabilidad y Economía y una maestría en Finanzas y Economía de la Universidad de Southampton. Tiene 34 años y vive en Midanbury, Southampton.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba