Noticias

Casilda Ybarra, principal apoyo de su esposo en la capilla ardiente de ‘El Litri’

MADRID, 20 de mayo. (CHANCES) –

Tras conocer la triste noticia de la muerte de ‘El Litri’ Miguel Báez el miércoles pasado, su hijo y Casilda Ybarra dijeron: “Sí quiero”. Esta alegría, sin duda, se ha visto ensombrecida por la pérdida que ya se sintió durante la recepción de la boda.

La llegada del féretro con los restos mortales de Miguel Báez a la capilla ardiente instalada en el Ayuntamiento de Huelva ha sido una de las imágenes más impactantes y emocionantes de la actualidad. Su hijo Miguel fue uno de los encargados de trasladar el cuerpo de su padre al Ayuntamiento de Andalucía delante de los mirones. Entraron en el lugar donde se rendirá homenaje al maestro, visiblemente tristes y acompañados de algunos familiares, entre ellos Conchita, la mujer del torero fallecido.

La familia ‘El Litri’ de Miguel Báez ha sido vista en la capilla ardiente rodeada de familiares y amigos. Varios familiares y amigos del torero se han desplazado hasta el Ayuntamiento de Huelva para expresarle sus condolencias y mostrarle su apoyo en estos difíciles momentos. Miguel Báez Spinola y su madre Shell fueron amables anfitriones de todos los que acudieron a expresar sus condolencias.

Shell, su viuda, ha tenido dificultades para contener las lágrimas al recordar a su marido. Por su parte, vimos a Casilda Ybarra, la actual esposa de Miguel Báez Spinola, quien también estaba en la capilla ardiente pero en un segundo plano, tratando de pasar desapercibida. Tras la muerte de su padre, las hermanas del torero también se han dejado ver con expresión solemne y triste.

Cargando el video…

Cargando el video…

Oliver Barker

Nació en Bristol y se crió en Southampton. Tiene una licenciatura en Contabilidad y Economía y una maestría en Finanzas y Economía de la Universidad de Southampton. Tiene 34 años y vive en Midanbury, Southampton.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba